Juicio de Isabel Carrasco

Montserrat y Triana podrían haber hecho prácticas de tiro, según las pruebas

Los guantes de látex encontrados en el domicilio de la hija de la asesina confesa desvelan "abundantes residuos" de disparos.

Efe. León Actualizada 09/02/2016 a las 17:41
Etiquetas
Las tres acusadas, Monserrat González (d), autora confesa de crimen de la presidenta de la Diputación de León, Isabel Carrasco, su hija, Triana Martínez (2d), y la policía local Raquel Gago (i), atienden a la testificación de los agentes de la Policía.Efe. J. Casares

Montserrat González, asesina confesa de la presidenta de la Diputación de León Isabel Carrasco, y su hija, Triana Martínez -también acusada- podrían haber hecho prácticas de tiro anteriores a la comisión del crimen, según revelan residuos de disparos encontrados en algunas de sus prendas.

Dichos restos se hallaron en las botas de media caña que Triana llevaba puestas el día del crimen y en unos guantes de látex hallados en su domicilio en un registro posterior.

Así lo han puesto este miércoles de manifiesto los peritos que han expuesto ante el tribunal que juzga este crimen en la Audiencia de León la prueba pericial de los residuos de los disparos que acabaron con la vida de Isabel Carrasco, que fue abatida por tres tiros el 12 de mayo de 2014 en una pasarela peatonal sobre el río Bernesga.

Los peritos han precisado que en virtud de las pruebas halladas tanto la asesina confesa como su hija podrían haber hecho practicas de tiro con anterioridad al día del asesinato.

En el caso de las botas han precisado que podrían permanecer debido a que el calzado no se lava con tanta asiduidad como el resto de prendas.

El abogado defensor de madre e hija, José Ramón García, ha preguntado a los peritos por la posibilidad de que dichos restos de pólvora procedieran de la "contaminación" de la bota de Triana al recoger el bolso con el arma homicida y tocarlo con su calzado.

Según la defensa, Triana recogió al bolso con el arma homicida de la rampa de un garaje al ver como su madre lo tiraba instantes después de haber matado a Isabel Carrasco.

Los peritos han considerado esta posibilidad "altamente improbable" y apuntan que lo más viable es que esos restos procedieran de un "ensayo" previo, bien de la propia Triana o de alguien que se encontrara junto a ella.

Por lo que se refiere a los guantes de látex encontrados en el domicilio de Triana, los peritos que los examinaron han desvelado que contenían "abundantes residuos" de disparos, lo que indica sin duda una "exposición directa".

En cualquier caso, ha recalcado que donde más restos de pólvora se encontró fue en los guantes de piel y las prendas que la asesina confesa llevada puestos cuando disparó sobre la dirigente política del PP.

Esas prendas fueron halladas minutos del crimen en el maletero del coche de Triana cuando ambas fueron detenidas gracias a la intervención del policía jubilado que presenció el asesinato y siguió a Montserrat hasta propiciar su arresto.

Por el asesinato del Isabel Carrasco, además de Montserrat González y de su hija, está también acusada la policía local Raquel Gago, que fue quien entregó el arma homicida en Comisaría treinta horas después del crimen y explicó que la había encontrado en su coche y que creía que la había dejado allí su amiga Triana, con quien se encontró "casualmente" en la calle minutos después del asesinato.

Montserrat González declaró ante el tribunal que es la única responsable de la muerte de Isabel Carrasco y admitió que estaba "obsesionada" con ella porque había echado a su hija de la Diputación de León, donde ocupaba una plaza interina como ingeniera de telecomunicaciones, e igualmente consideraba que había cercenado su carrera política en el seno del PP.







Menu pie Soria

© SORIA IMPRESIÓN,S.A
Teléfono 975 233 607 / - El Collado, 17, 42002 Soria - CIF: A42125252 - Inscrita en el Registro Mercantil de Soria, tomo 63, Libro 10 de la Sección General, hoja SO-244, Inscripción 1ª
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Heraldo