Sanidad

La técnica de lipofilling permite la reconstrucción mamaria de ocho pacientes

​Dos mujeres mastectomizadas más están a la espera de acceder a este método que, hasta la fecha, tiene "buenos resultados".

Actualizada 29/05/2015 a las 13:31
0 Comentarios
El diagnóstico precoz, a través de mamografías, es importante para frenar el avance de la enfermedad.

El cáncer de mama es el tumor maligno más frecuente entre las mujeres de todo el mundo, a excepción de los cánceres de piel no melanomas, según la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC). La incidencia de este tumor en España es baja, con una media de 22.000 casos diagnosticados al años, lo que representa casi el 28,5% de todos los tumores del sexo femenino en el país. La mayoría de los casos se determinan entre los 35 y los 80 años, con un máximo entre los 45 y los 65. En la provincia de Soria la incidencia oscila entre "los 60 y los 80 casos por año", y es notable, según el jefe del servicio de Cirugía General y Aparato Digestivo del Complejo Asistencial de Soria, José Luis Pellicer. Es una circunstancia, como aprecia, debida al ingente envejecimiento de la población, que hace aflorar más patologías.

Por iniciativa de la unidad de Patología Mamaria del Hospital y junto al servicio de Cirugía, desde hace dos años se dispone de técnica de lipofilling (lipoescultura mamaria), que permite la reconstrucción del seno o senos de las mujeres mastectomizadas como consecuencia de la extirpación de un tumor cancerígeno a partir de tejido adiposo autólogo (generalmente, grasa del abdomen, aunque también puede realizarse con la de otras partes, como muslos y glúteos).

Evita complicaciones

Se denominan técnicas autólogas de reconstrucción de la mama aquellas en las que se emplean tejidos de la propia paciente, en lugar de implantes o prótesis. Esta circunstancia cuenta con un beneficio importante pues con ella se evita la introducción de material sintético o semisintético, que puede estar expuesto a posibles complicaciones de extrusión o reacción a cuerpo extraño, una posible infección, con el consiguiente rechazo.

Entre las ventajas de utilizar la grasa del propio paciente como material de relleno está, además de que no hay rechazo del implante, una rápida recuperación, las cicatrices son imperceptibles, los resultados son estables y duraderos, y el tacto es totalmente natural.

Hasta la fecha se han practicado ocho intervenciones de lipofilling en el Complejo Asistencial de Soria, y otras dos mujeres permanecen a la espera; todas han sido sorianas y "los resultados han sido buenos". El doctor Pellicer recuerda que la técnica no reviste mayor complicación, y pese a que incluso podría realizarse a través de Cirugía Mayor Ambulatoria (CMA), todas la intervenciones se han hecho en quirófano. Para la extracción de la grasa se hace una pequeña incisión y la introducción de ésta en la mama, una vez manipulada para su uso, se materializa a través de punción, por lo que las secuelas físicas son apenas apreciables. Después, tras la reintroducción no hay más que modelar o "configurar" el seno.

Adaptación "buena y rápida"

La adaptación psicológica "siempre es buena y rápida", pues como apunta el especialista se trata de pasar "de la antiestética a la estética" tras la extirpación de la mama porque, cuando se desarrolla una cirugía oncológica de estas características "no se miran las posibilidades estéticas" sino los resultados sanitarios. Con la lipoescultura mamaria se aporta volumen a las zonas que han quedado con una huella importante en el aspecto exterior del pecho tratado.

Asimismo, "no es una técnica dolorosa", por lo que la recuperación también es dinámica. El jefe del servicio de Cirugía General y Aparato Digestivo asegura que el equipo está "contento" por los óptimos resultados obtenidos, máxime cuando las pacientes "pueden beneficiarse de estas técnicas" que se realizan en muy pocos centros hospitalarios del país. Aunque la posible derivación de pacientes de otros complejos asistenciales que no disponen de esta técnica de reconstrucción está abierta, hasta el momento sólo se ha practicado en mujeres operadas y tratadas por equipos del Complejo Asistencial de Soria.

Como indican desde la AECC, la decisión de reconstruirse la mama debe ser siempre personal y tiene que basarse en una buena información. Puede realizarse de forma inmediata tras la cirugía o pasado un tiempo, meses o años después. Existen muchas técnicas, pero si finalmente una mujer toma la decisión de no hacerte la reconstrucción, las prótesis externas bien adaptadas con sujetadores adecuados, pueden ser una buena opción.

En cuanto a los proyectos de futuro, el doctor Pellicer admite que se tienen algunas cuestiones en el punto de mira, aunque, por el momento, "todo está en el aire". En cualquier caso, se suelen proponer planteamientos que cuenten con "casuística" para que la actividad sea rentable. No obstante, "siempre estamos con inquietudes y estudiamos posibles proyectos".
 







Menu pie Soria

© SORIA IMPRESIÓN,S.A
Teléfono 975 233 607 / - El Collado, 17, 42002 Soria - CIF: A42125252 - Inscrita en el Registro Mercantil de Soria, tomo 63, Libro 10 de la Sección General, hoja SO-244, Inscripción 1ª
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual