Sanidad

Soria Norte recibe el sello de Buenas Prácticas por el proceso de detección de la depresión posparto

Un total de 1.110 mujeres han participado en este programa desde su implantación en el centro hospitalario soriano en 2005.

Actualizada 01/06/2016 a las 14:11
Etiquetas
José María Sierra, Esperanza Martínez y Enrique Delgado en la recepción del sello de Buenas Prácticas.JCyL

En el transcurso de la ‘II Jornada de Buenas Prácticas en el Sistema Nacional de Salud’, celebrada este miércoles por la mañana en la sede del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, en Madrid, el Centro de Salud Soria Norte ha recibido el sello ‘BBPP’ (Buenas Prácticas) del Sistema Nacional de Salud (SNS) por la iniciativa ‘Proceso de detección precoz de la depresión posparto’, desarrollada por los profesionales de este centro desde el año 2005.

Al acto, en el que se ha hecho entrega del diploma acreditativo del SNS por la calidad de la actuación del centro de salud en este ámbito, han asistido el gerente de la Gerencia Integrada de Asistencia Sanitaria de Soria (GIS), Enrique Delgado, el médico de Soria Norte y responsable del proyecto, José María Sierra; y la enfermera del centro, también responsable del programa, Esperanza Martínez.

La identificación y difusión de buenas prácticas constituyen una prioridad para el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, ya que suponen un avance en el camino hacia la excelencia e incorporan aspectos innovadores que refuerzan la calidad de la atención. Se considera ‘buena práctica’ a “aquella intervención o experiencia realizada que responde a las líneas estratégicas del Sistema Nacional de Salud, basada en el mejor conocimiento científico disponible, que haya demostrado ser efectiva, pueda ser transferible y represente un elemento innovador para el sistema sanitario”.

Depresión posparto

La depresión posparto es una de las patologías más frecuentes en el embarazo y puerperio, afectando en nuestro país a entre el diez y el quince por ciento de las mujeres. Su causa es incierta y se sugiere una etiología multifactorial, siendo elementos de riesgo para su aparición los antecedentes de depresión, la falta de arraigo social, el escaso apoyo familiar, los problemas de relación con la pareja y una situación económica desfavorecida.

De manera característica cursa en forma de depresión melancólica con fuertes sentimientos de culpa, incapacidad para hacerse cargo del hijo y ambivalencia afectiva hacia el mismo. Tratada de forma adecuada suele ser de buen pronóstico, aunque el riesgo de recurrencia en posteriores embarazos es elevado. Además, puede condicionar alteraciones en la relación madre e hijo y, lo que es más preocupante y que obliga a los profesionales a su detección temprana, ocasionar un impacto negativo en el desarrollo emocional y cognitivo del recién nacido.

Las ventajas de la detección precoz de la depresión posparto, avaladas por múltiples programas, radican en que las medidas de intervención tienen bajo riesgo de efectos adversos; son bien aceptadas por las pacientes y por los profesionales sanitarios; mejoran el vínculo madre-hijo, disminuyendo las consecuencias negativas sobre el desarrollo del recién nacido y del núcleo familiar; y son fácilmente aplicables a través de nuestro sistema de salud.

Entre los diversos instrumentos utilizados para su detección precoz destaca, por su amplia utilización y múltiples validaciones, la ‘Escala de Depresión Posnatal de Edimburgo’ (Edinburgh Postnatal Depression Scale –EDPS-). El mejor momento para implantar su cribado poblacional es a las ocho semanas posparto, ya que coincide con el período de máxima incidencia de la depresión y, además, con la disminución de los síntomas atribuibles a un período adaptativo normal.

Ante la existencia de un problema generalizado de infradiagnóstico de la depresión posparto -clínicamente se detecta menos del uno por ciento de los casos-, que obedece a la escasa especificidad de la sintomatología, al bajo nivel de consulta de las madres por este tema (sensaciones de culpa o vergüenza), a la escasa información de los profesionales sanitarios sobre esta patología y sus consecuencias, a la no utilización rutinaria de herramientas de detección precoz, y a la ausencia de entrevistas sistemáticas para la confirmación del diagnóstico, el Centro de Salud Soria Norte, en colaboración con la Gerencia Integrada de Asistencia Sanitaria de Soria, implantaron en el año 2005 el ‘Proceso de detección precoz de la depresión posparto’.

Soria Norte y la GIS trabajan en este ámbito desde 2005

Este proceso se puso en marcha de forma integral, escalonada y colaborativa, mediante la captación de las puérperas (mujeres recién paridas) en las consultas de Enfermería Pediátrica durante la revisión del ‘Programa del niño sano’ correspondiente a las ocho semanas (o a las de las dos semanas si existen antecedentes o criterios de riesgo de la madre, en cuyo caso también tienen capacidad de intervención las matronas si detectan riesgo durante la realización de la visita) y la cumplimentación de la EPDS, que consta de diez preguntas cortas que hacen referencia a cómo se ha sentido la mujer en la última semana. Una puntuación igual o superior a 12 indica riesgo de depresión y obliga a una evaluación más precisa en las consulta del médico de familia.

Desde su implantación han participado en el proceso más de 1.110 mujeres, con los siguientes resultados: el 13,5% presentó un riesgo elevado de depresión posparto; el 92,9 % consideró que la depresión posparto era un problema importante de salud; el 98,2 % reconoció como importante la realización de un programa de detección precoz de la depresión posparto; y el 99 % estimó que la implantación del proceso a nivel general sería beneficioso para todas las mujeres.

El siguiente proyecto de la Gerencia Integrada de Soria es llevar a cabo el proceso también durante el embarazo, para posibilitar un diagnóstico precoz de la depresión de forma global durante el periparto y estudiar su implantación en toda el Área de Salud de Soria.







Menu pie Soria

© SORIA IMPRESIÓN,S.A
Teléfono 975 233 607 / - El Collado, 17, 42002 Soria - CIF: A42125252 - Inscrita en el Registro Mercantil de Soria, tomo 63, Libro 10 de la Sección General, hoja SO-244, Inscripción 1ª
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual