Elecciones generales

Javier Antón: "Darle la vuelta al CIS es un reto personal y del grupo"

​El cabeza de lista del PSOE al Congreso confía en ser elegido pese a la fragmentación del voto de la izquierda. Cree que España debe solidarizarse con Soria y atender sus especificidades.

Actualizada 24/06/2016 a las 13:35
El cabeza de lista del PSOE al Congreso, Javier Antón, en una entrevista con HERALDOMariano Castejón

¿Teme que la fragmentación de la izquierda deje sin diputado por Soria al PSOE?
El propio CIS lo marca, sabemos que en una provincia en la que solo hay dos diputados, la atomización del voto de la izquierda y el hecho de que el PP mantenga resultados parecidos a otras ocasiones es el verdadero riesgo que tiene el PSOE. No tanto el verse superado por la alianza de Unidos Podemos, sino por esta situación.


El PSOE, si aciertan los sondeos, parece abocado a pactar con el Partido Popular o con Podemos. ¿Cuál sería el mal menor?
El PSOE ha marcado de forma clara en los últimos seis meses cuál es su estrategia de negociación, que consiste en poner encima de la mesa los proyectos, escuchar y dialogar con todos los partidos e intentando llegar a un acuerdo de gobierno, primero hablando de las personas y luego ya, buscando las aritméticas. El PSOE no puede desviarse de ese camino, va a tener que seguir en la misma línea. Sabemos lo que necesita España. A partir de ahí, habrá que buscar las alianzas oportunas. Hay algunos que son culpables de la situación en la que se encuentra este país. Había más de 180 medidas que prácticamente fueron apoyadas por más de 200 parlamentarios.

El CIS augura el peor resultado de la historia del PSOE… ¿Habrá que pedir responsabilidades a la cúpula nacional si se cumplen los pronósticos?
El PSOE siempre pide responsabilidades. Históricamente, las asambleas, desde cualquier agrupación local a la ejecutiva federal, exigen rendimiento. Está en nuestro ADN. Habrá que analizar los resultados y, como somos un partido en el que la democracia interna funciona, pedir y exigir. La gente participa y exige mucho más que en otros partidos.


¿Cree que el votante del PP es más fiel a su partido?

Sí, es evidente, los resultados lo marcan. Todavía hay votantes que no han perdonado determinadas decisiones que se tomaron en su momento, obligadas por la situación de crisis. Hemos tomado nota, sabemos qué había que cambiar y creo que hemos cambiado. Ahora toca recuperar la confianza que en su día se perdió.

¿Se compromete a que el plan específico para Soria que recoge el programa nacional del PSOE esté presente en los presupuestos de 2017?
En el momento que gobernemos, nuestra labor será exigir que se cumpla el programa electoral. Más difícil sería incorporar algo que no estuviese recogido. Creemos que los programas sirven para algo. Este trabajo no es del último mes, el PSOE lo lleva haciendo durante muchos años y eso ha permitido incorporarlo. A mí me gustaría que todos los partidos incorporasen medidas específicas para Soria. La situación por la que pasamos, sobre todo en lo referente a despoblación, exige medidas contundentes. Esa sensibilidad ha sido recogida por el partido y nosotros tenemos que ponerla en valor. A partir de ahí hay que trasladar nuestro programa a unos presupuestos para que se recoja.

¿Podrán reanudarse todos los proyectos paralizados?
Nos va a costar mucho trabajo. La sensación que tienen muchos socialistas es que en cuanto llegó el gobierno del PP a España se paralizó absolutamente todo en esta provincia. Nos encontramos infraestructuras terminadas que no se ponen en marcha. Servicios como el que puede ofertar el Centro de Referencia Estatal son fundamentales. Podríamos generar empleo estable y de calidad y ofrecer un nuevo servicio a los ciudadanos. Lo mismo sucede con el centro penitenciario o el Banco de España. Han estado buscando excusas para no ponerlos en marcha. Esta dormidera es el primer reto que tendremos cuando lleguemos al gobierno. A partir de ahí, no nos podemos conformar con lo que tenemos paralizado. Hay que pensar en proyectos nuevos e ir de la mano de Diputación y ayuntamientos para apoyar nuevas inversiones y buscar el desarrollo.

¿Qué proyectos tiene en cartera?
Está, por ejemplo, el proyecto de nieve de Urbión. Creemos que la ITI es fundamental para esta provincia. Considerarnos como una zona de inversión territorial nos diferenciaría de los demás. Formaríamos junto a Teruel y Cuenca un territorio que recibiría fondos específicos. Tendríamos que ayudar al alcalde de Soria para cambiar los criterios por los que se otorgan fondos de cohesión, en los que se sigue usando la renta per cápita y no se tiene en cuenta la despoblación. El gran reto encima de la mesa es poner en marcha cualquier medida que permita generar empleo. Si no somos capaces vamos mal. Hay que recuperar el origen de las ayudas a la reindustrialización, que en los últimos años se han desvirtuado. Los empresarios encontraban mejores condiciones en cajas y bancos, y eso no nos viene bien.

Si gobierna el PSOE, ¿cambiará las condiciones de las reindus?
Está recogido en el programa. Queremos recuperar las reindus como eran y ofrecer créditos en las mejores condiciones que permita la Unión Europea. A partir de ahí, buscaremos ayudas específicas para territorios con menos de diez habitantes por kilómetro cuadrado, que la despoblación marque las diferencias.

¿Es compatible todo esto con los 10.000 millones que tendrá que recortar el próximo gobierno?
Nosotros siempre hemos pedido solidaridad para nuestra provincia. Sabemos que hay otras formaciones a las que esto les suena extraño y están pensando en otro tipo de medidas que pueden ponerla en riesgo. Cuando una provincia necesita ayuda, y de verdad Soria la necesita, hay que pensar quién necesita más y quién menos y no tratar a todas por igual. Incluso en épocas de recortes, no se puede aplicar las mismas medidas a todos. Hay que tener en cuenta las especificidades de personas y territorios. Los progresistas siempre lo hemos tenido claro: solidaridad con quienes lo necesitan.

Usted ha estado en el Congreso y ha visto el ambiente. ¿Será fácil gobernar y cumplir promesas sin una mayoría suficiente?
En el Congreso hay dos caras: la que sale en los telediarios, cuando los grandes líderes hablan y se dedican casi más a reprochar la actitud de los demás que a construir, y la parlamentaria. En esta última, la mayor parte de las veces se llega a acuerdos y salen las propuestas adelante. Un parlamentario ha de trasladar a esas comisiones las necesidades reales de la provincia. Los del PSOE siempre lo han hecho, dudo que miembros del PP puedan decir lo mismo.

¿Ha oído mucho la palabra Soria?
No ha dado tiempo. Lo que sí he podido observar es que no ha habido voluntad de diálogo real. Solo un partido ha hecho todo lo que ha podido para desbloquear la situación, y ha sido el PSOE. Se podía comprobar perfectamente en los plenos y las comisiones.

¿No ha dejado su puesto en el Ayuntamiento porque sabía que esto podía pasar? ¿Lo hará si resulta nuevamente elegido?
Esta pregunta me la han hecho los periodistas, pero no quienes han salido quejándose en rueda de prensa, y eso que han tenido oportunidades en plenos y comisiones. Resulta un poco curioso. También que situaciones parecidas a la mía que se dan en otros partidos no se pongan en cuestión. Parece que tenga que dimitir, pero en Diputación o en las Cortes se están compatibilizando cargos y no se dice nada. Mi dimisión ha estado encima de la mesa del alcalde desde el primer momento. Siempre la hemos asociado a la formación de gobierno. Para que quede claro, desde que tomé posesión el día 13 no he cobrado un solo euro del Ayuntamiento, ni una dieta ni una indemnización… Nada. Me gustaría saber si otros han hecho lo mismo.

Entonces, si hay gobierno tras el 26-J presentará su dimisión...
Efectivamente. Estará asociada a la formación de gobierno.

¿En qué se diferencia esta campaña y la del 20 de diciembre?
Las sensaciones son similares. Lo tomo como un reto, pero no es exclusivamente mío, sino del equipo que formamos los socialistas en Soria. Me toca ir a la cabeza, pero soy una pieza más. Tenemos claro qué es lo que queremos, qué proyecto queremos y por qué queremos estar en Madrid representados. Esta no es una aspiración personal. La experiencia del 20-D me ha aportado, me ha clarificado determinadas posiciones y me ha ayudado a conocer los posicionamientos de otros partidos. Quizá a nivel provincial los ves de una forma, pero al estar en un nivel superior es diferente. A nivel personal me he llevado alguna decepción con algún partido de izquierdas.

¿Qué creen que van a tener más en cuenta los votantes de Soria, el trabajo realizado en capital y provincia o los ERE de Andalucía?
El PSOE ha tenido hace un año el mejor resultado en unas elecciones autonómicas y municipales. Estuve coordinando la campaña y he visto cómo nuestros compañeros se dejaron la piel para conseguir alcaldías. Ahora lo están haciendo para resolver los problemas de los ciudadanos, y me consta que nuestro grupo de diputados está haciendo lo mismo. ¿Qué va a pesar más? Los ciudadanos de Soria que ya han confiado en socialistas para gobernarles a nivel local entenderán que es importante que el PSOE también tenga una voz que les represente en Madrid. Estamos confiados en que, una vez más, daremos la vuelta a las encuestas. Siempre nos toca hacer remontadas.

En diciembre parecía que el diputado era para Ciudadanos...
Una encuesta daba un diputado a Ciudadanos y otra, dos al Partido Popular. El mismo día a pie de urna también se decía que lo habíamos perdido. Tenemos un corazón a prueba de bombas y, sobre todo, ilusión por remontar. Darle la vuelta a las encuestas del CIS es ya casi un reto personal y grupal.

A nivel nacional se insiste en la necesidad de movilizar al electorado para propiciar una mayor participación. ¿Están dormidos los votantes socialistas de Soria?
No creo que estén dormidos. Lo que ha pasado en los últimos seis meses no anima a participar. La gente deseaba un cambio en España. El resultado que pudimos ver en las urnas revelaba que había más gente por el cambio, por acabar de una vez por todas con las políticas de Rajoy. Hemos sido incapaces de ponernos de acuerdo, aunque no todos tienen la misma culpa. Hay alguien que ha arriesgado y ha apostado por dar la vuelta y otros han arriesgado menos o han intentado tener un mejor resultado. Esto desanima a los ciudadanos. Espero que el análisis que hayan hecho modifique el resultado. La gente observa, analiza, sabe lo que le puede interesar y lo que hace cada uno. Hay que respetar el voto.

Se prevé un resultado similar, ¿qué garantiza que no haya que ir a unas terceras elecciones?
Solo lo pueden garantizar los 350 diputados cuando un candidato vaya a la votación de investidura y sea apoyado. Esta semana, Zapatero decía que los tiempos han cambiado, que los mecanismos para buscar apoyos puntuales para tener una legislatura, aunque sea en minoría como las que tuvo él, ya no sirven. Hay que ser más imaginativos y buscar nuevas fórmulas, que exigirán flexibilidad.







Menu pie Soria

© SORIA IMPRESIÓN,S.A
Teléfono 975 233 607 / - El Collado, 17, 42002 Soria - CIF: A42125252 - Inscrita en el Registro Mercantil de Soria, tomo 63, Libro 10 de la Sección General, hoja SO-244, Inscripción 1ª
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Heraldo