Sanidad

Las jubilaciones médicas crecen y las previsiones de formación son insuficientes

​El Comsor cree necesario promover incentivos para los puestos de difícil cobertura, pues a Soria "no quieren venir".

S.L.O. 10/07/2016 a las 06:00
Etiquetas
Un médico examinando a un paciente en el centro de Atención Primaria de La MilagrosaMariano Castejón

Las jubilaciones médicas continúan siendo un problema en el Área de Salud de Soria. "La previsión para los próximos cinco años de jubilaciones es alta y las previsiones de formación son insuficientes en relación a lo que nos va a hacer falta", defendía el presidente del Colegio Oficial de Médicos de Soria (Comsor), José Ramón Huerta. El ente colegial lleva tiempo realizando una radiografía de la demografía médica provincial para actualizar sus nefastas previsiones dadas a conocer en el otoño de 2012, cuando exponía que en tres lustros el 64% de la plantilla médica de Sacyl en Soria estaría jubilada; eso sería en 2026. En conjunto, 286 facultativos de los 445 que entonces había en activo en la provincia. Pero la situación podría cambiar a peor, según se reconoció a finales del año pasado desde la Gerencia Integrada, que ponía 2017 como un momento "crítico".

La situación concreta se pretende dar a conocer "próximamente" por el Comsor para poner el acento en las necesidad de atraer a profesionales de Medicina a una provincia en la que, de nuevo, la falta de atractivo es uno de los escollos. "Aquí no quiere venir nadie y cada vez estamos más ajustados", mantenía el presidente de los galenos de Soria. Huerta observaba que salvo "en las cuatro grandes zonas: Valladolid, Salamanca, León y Burgos", en el resto la situación es similar a la de Soria, donde el problema "es más acentuado". "No es algo exclusivo nuestro, en otras zonas también les pasa, hay mucha precariedad, pero necesitamos que se incentive de alguna manera para que la gente quiera venir a trabajar aquí y a otros sitios en los que también es difícil encontrar a profesionales dispuestos".

En este sentido, recordó que la Administración sanitaria anunció que trabajaba en un plan para atajar el déficit de profesionales en el medio rural, que prevé la incentivación de facultativos y enfermeros en puestos de difícil cobertura. Pero eso fue a finales de septiembre del año pasado. Desde entonces se va camino de los diez meses del anuncio y de ningún avance en este sentido, al menos que se haya hecho oficial aunque se siga trabajando en ello. Desde el Comsor están de acuerdo en potenciar este aspecto dado que la provincia, como les pasa a otras, no es lo suficientemente llamativa para que se quieran asentar los profesionales de Medicina que hacen falta. Huerta puso de ejemplo el servicio de Urgencias, donde "están saturados y no se encuentra" personal para cubrir las necesidades.

Se deberían tener en cuenta las características territoriales, "dispersión geográfica, clima, envejecimiento de la población, las variaciones demográficas en invierno y en verano...", porque "se exige un esfuerzo continuado y hay que dar un servicio de calidad a esas personas"

Por el momento, como observó el presidente del Comsor, "a la gran mayoría se les está dejando continuar si no se pueden cubrir las plazas". "Algunas veces hay gente, cuando salen los MIR (médico interno residente), pero no siempre es así; necesitamos hacer una reflexión porque la situación cada vez es más compleja", admitía.

Supremo

Huerta también se refirió a la situación generada tras la sentencia dictada por el Tribunal Supremo en marzo, con la que avaló el Plan de Ordenación de Recursos Humanos de la Consejería de Sanidad en materia de prolongación del servicio activo aprobado en 2012. La iniciativa, aplicada en la primavera de 2013, afectó en el Área de Salud de Soria a siete facultativos, además de a la supervisora del Hospital Virgen del Mirón. Concretamente, las jubilaciones se dieron en Anestesia (dos, el jefe de servicio y un facultativo), Radiología (dos), Digestivo (uno), dos médicos de Atención Primaria (Almazán y Soria Sur), además de la mencionada supervisora. Al menos cuatro de los siete médicos afectados apelaron a los tribunales para pedir a Sacyl su readmisión.

Cuando se conoció la decisión del Supremo, desde el Comsor ya se pidió "reflexión" y "esfuerzo de solidaridad" para con las zonas periféricas, como Soria, para que las decisiones futuras "no supongan un retraso y un mayor impacto en la calidad y seguridad asistencial" de la ciudadanía. Ahora vuelve a pedirse, pero se trata del eco de un grito que lleva lanzándose años.
 







Menu pie Soria

© SORIA IMPRESIÓN,S.A
Teléfono 975 233 607 / - El Collado, 17, 42002 Soria - CIF: A42125252 - Inscrita en el Registro Mercantil de Soria, tomo 63, Libro 10 de la Sección General, hoja SO-244, Inscripción 1ª
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual