Autovía del Duero

La plataforma Soria ¡Ya!, entre la esperanza y el escepticismo con los plazos de la A-11

Fomento debe ejecutar 165 millones en dos años y medio para cumplir y abrir en 2019 cinco tramos de la A-11.

Ó.E.S./Efe Actualizada 01/12/2016 a las 18:21
Obras en la A-11, en septiembreLuis Ángel Tejedor

El portavoz de la plataforma Soria ¡Ya!, Gregorio Alonso, ha señalado que los plazos marcados por el nuevo ministro de Fomento, Iñigo de la Serna, sobre la finalización de los tramos de la Autovía del Duero (A-11) en Soria les genera entre esperanza y escepticismo, dado el expediente que acumula esta infraestructura.

El anuncio del Ministerio de Fomento sobre la Autovía del Duero (A-11) en territorio soriano significa en la práctica la aceleración de los plazos y las cantidades a invertir, si bien con importantes diferencias atendiendo a los distintos tramos.

El departamento que dirige De la Serna deberá destinar 165 millones de euros en dos años y medio para cumplir con su compromiso de poner en circulación a mediados de 2019 los cinco trazados ahora en construcción, que no representará la finalización de esta infraestructura en Soria.



Conviene apreciar los distintos recorridos planificados y el estado exacto de cada uno de ellos. Es un error de interpretación afirmar que la infraestructura en la provincia quedará por completo abierta al tráfico a mediados de 2019 si se cumplen los compromisos lanzados el martes por Íñigo de la Serna en Valladolid. Básicamente porque las promesas del ministerio iban referidas a los tramos que están actualmente en estado de ejecución, pero que no son los únicos que componen la futura autovía. El espacio Langa-Aranda, de más de 21 kilómetros y valorado en 21 millones, que obviamente también discurre por espacio soriano, permanece a la espera de ser licitado, sin que existan sobre la mesa fechas concretas para iniciar la tramitación, adjudicarlo y arrancar las actuaciones. Hace menos de un año que Fomento, entonces con Ana Pastor a la cabeza, decidió cancelar el contrato que mantenía con la empresa adjudicataria. A partir de ahí, el procedimiento administrativo debe iniciarse casi de cero. No existen plazos de momento para impulsar este trazado.

Hay que añadir que la A-11 no comienza en La Mallona, localidad situada a unos 20 kilómetros de la capital soriana por la N-122. La A-11 está concebida para unir Soria con Portugal. Este enlace será efectivo con la construcción del tramo La Mallona-Los Rábanos donde la A-11 se comunicará con la A-15, que se encuentra a la espera de recibir inyección presupuestaria. Hace ocho años ya que se terminó el proyecto previo, pero los trabajos no han llegado a salir a licitación. El propio ministerio, el 3 de marzo de 2007, informaba de la adjudicación, por 1.420.397 euros, de la redacción del informe, precisando específicamente que el trazado La Mallona-Los Rábanos corresponde a la A-11.
De ahí que la autovía en suelo soriano esté compuesta no por cinco tramos sino por siete, dos de los cuales permanecen a la espera de comenzar las obras.

Los otros cinco se encuentran en estado de ejecución desde el segundo trimestre de 2014, cuando Pastor levantó el aplazamiento de los contratos que paralizó José Blanco en 2010. Cuatro de ellos se abrirán en septiembre de 2018 y el restante, un año más tarde.

Fuentes ministeriales especificaron este miércoles a HERALDO que el que se demorará es el Venta Nueva-Santuiste, uno intermedio. Lo achacaron a que cada tramo, por sus características, lleva su ritmo, sin que necesariamente tengan que acabarse a la vez. Además, tiene una extensión de 17 kilómetros, cuando los demás oscilan entre seis y once. Por eso su coste total se eleva hasta los 75 millones. Quedan pendientes más de 64, según la proyección presupuestaria de las cuentas de 2016, que fijaba su culminación en 2019, fecha que mantiene el ministerio a tenor de lo expuesto el martes por De la Serna.

Por contra, los plazos sí se acortan en los otros cuatro. Los presupuestos actuales llevan a 2019 su finalización, si bien se adelanta un ejercicio. Concretamente hasta septiembre de 2018. Su coste total asciende a 154 millones, restando 101 por invertir.

"Si nos referimos a las palabras no cabe duda que es una buena noticia. Pero como de palabras estamos ya hasta el gorro los sorianos, porque nos han dicho tantas veces que se iban a hacer, que hemos perdido la fe en los políticos", ha sostenido este jueves Alonso en declaraciones a Efe.

En este sentido ha deseado que el anuncio del ministro de Fomento sea verdad y que finalmente se ejecuten una infraestructura que los sorianos llevan esperando 30años.

Actualmente, se encuentran de término medio al 30% de ejecución, según especificaron las citadas fuentes. Por encima de este nivel se sitúa el más cercano a la capital, el que comprende La Mallona y Venta Nueva. Tiene seis kilómetros, con 17,8 millones pendientes de invertir. Por debajo de ese grado medio está el que va de El Burgo a San Esteban (once kilómetros). Problemas de la empresa adjudicataria han demorado en los últimos meses las labores sin llegar a pararse nunca, según indican fuentes solventes. Se valoró en 33 millones cuando en 2009 se adjudicaron los trabajos y actualmente quedan 20 por ejecutar. Los otros dos, Santiuste-El Burgo y San Esteban-Langa, de 9,47 y 11,4 kilómetros, necesitan 22,8 y 39,9 millones para abrirlos al tráfico.

De este modo, cinco tendrán que recibir 165 millones para inaugurarlos a mediados de 2019.




Menu pie Soria

© SORIA IMPRESIÓN,S.A
Teléfono 975 233 607 / - El Collado, 17, 42002 Soria - CIF: A42125252 - Inscrita en el Registro Mercantil de Soria, tomo 63, Libro 10 de la Sección General, hoja SO-244, Inscripción 1ª
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo